jueves, octubre 16, 2008

Cadáver Exquisito

Subasto mi alma, vendo barato, no hago trampa,
detrás de tus ojos, tus ojos, me viste,
desnuda la encontré en medio del bosque,
cuatro o cinco, daba igual,
lo importante eras tú.

Tú eres mi tesoro querido,
siempre lo serás amor,
amor, ¿Cómo podría explicarte?
explicarte lo que sentí tras darme
esa puñalada en el corazón
repleto de amor y recubierto de caricias.

No hay comentarios: