jueves, octubre 22, 2009

Sueño que sueño un sueño


en la rinconera de la cabecera de la cama
palpitaban flores amarillas y violetas
eras tú vestida de franela
con sombrero de charol verde oliva.
me soñaste desnudo
soñaste que yo era un cuervo blanco
fijo en el cielo como un sol de abril.
mis manos se caían hasta tus hombros.
con suma delicadeza tiraba yo de tus dos hombros
para hacerte volar
con sombrero y franela y pan del cielo.
lluvia mojada por la espera
por la esperanza de verte regresar en minifalda y sombrero amarillo
sin paraguas de charol
sin ropa que te oculte la urdimbre de los ojos.
yo seguía allí mirándote o soñándote
mientras tú eras una realidad limitada por el vuelo de tus cantares.
rabia de cielo verde
de lluvia fina
de sol en flor de arándanos.
la mirada se me iba de las manos cuando te despertabas
se burlaba de mi frente postiza.
yo era un cuervo blanco o gris
y no podía volar contigo
hasta que la cabecera se calló de la cama y yo caí del cielo en tus brazos.
flores amarillas
violetas
lluvia verde marina.
ahora el sol se esconde bajo el agua
y nos abraza los pechos que ya no pueden separarse.
con latir doble sueña la cabecera de la cama
esta mañana de ojos cerrados.
¡no despertar las lámparas de charol!
¡no despertarlas nunca!

No hay comentarios: